Bronx-Lebanon Hospital Center

Política de beneficencia

Propósito

La Red BronxCare, compuesta por Bronx-Lebanon Hospital Center (BLHC) y Dr. Martin Luther King, Jr. Health Center (MLK) (siendo cada uno una “Institución”), reconoce que muchas personas en nuestra comunidad solicitan servicios de atención médica necesarios pero no están aseguradas o no reciben el seguro suficiente y, por lo tanto, es posible que no cuenten con los recursos financieros adecuados para pagar estos servicios de atención médica. Esta Política de Atención Benéfica y Ayuda Financiera (la "Política") refleja nuestro compromiso de brindar atención benéfica y ayuda financiera a las personas de nuestra comunidad en aras de nuestra misión caritativa como proveedor principal de atención médica voluntaria comprometido con la Excelencia de los Servicios de Atención Médica, Educación Médica e Investigación. Esta Política puede aplicarse a otros afiliados de la Red BronxCare según lo determinen sus respectivas juntas directivas.

Política

En aras de la misión caritativa de la Institución, es nuestra política brindar Atención Benéfica y Ayuda Financiera a los pacientes elegibles que no puedan costear el pago para todos o una parte de los servicios médicamente necesarios, incluyendo coseguros de seguros, deducibles de seguros y saldos después de agotarse la cobertura u otra cobertura de beneficios. Debido a los reglamentos federales, los coseguros y deducibles de Medicare serán manejados caso por caso. Si una persona además del paciente solicita información acerca de esta Política, dicha información, de ser posible, deber brindarse al mismo tiempo que se solicita. Nuestra meta es brindar información rápida, clara y entendible que sea coherente y sea comunicada al paciente en su lengua materna, generalmente en inglés o en español.

La Atención Benéfica y la Ayuda Financiera requieren el gasto de recursos y fondos significativos por parte de la Institución. Dichos gastos incluyen la “Atención Benéfica”, por ejemplo: atención gratuita; y la "Ayuda Financiera", por ejemplo: descuentos, pagos reducidos y cronograma de pagos extendidos. La elegibilidad para la Atención Benéfica o la Ayuda Financiera bajo esta Política se debe basar en una determinación personal de las necesidades del paciente y sus recursos disponibles.

El compromiso financiero de la Institución con la Atención Benéfica y la Ayuda Financiera serán establecidas cada año como parte del proceso de presupuestos y será aprobado por la Junta Directiva de la Institución. Las políticas de la Institución acerca del cobro de deudas, por ejemplo, los criterios para comenzar una acción de cobranza e implementar recursos de cobro posteriores al fallo, deben ser coherentes con esta Política. Las agencias de cobro contratadas y/o abogados para cobros deben actuar de manera coherente con esta Política.

Principios generales

Según se indica al detalle posteriormente, la Atención Benéfica y la Ayuda Financiera están disponibles para servicios médicos necesarios para aquellas personas que residan en nuestra comunidad y para quienes cumplan con los criterios establecidos. En medida de lo razonablemente posible, un paciente debe ser evaluado para su elegibilidad para la Atención Benéfica o Ayuda Financiera cuando inicialmente se presente para atención como paciente internado o ambulatorio.

Las Atención Benéfica y la Ayuda Financiera están disponibles para:

  • Personas que residen en el Área de Servicio de la Institución, la cual se define en cinco distritos que incluyen el Bronx, Nueva York, Queens, Kings y Richmond y el condado de Westchester. Para servicios de emergencia todos los códigos postales del Estado de Nueva York están incluidos; y
  • Personas que pagan con sus propios medios, no tienen cobertura de atención médica o no reciben asistencia del gobierno, como Medicaid, Family Heakth Plus o Child Health Plus, y no pueden calificar a la asistencia del gobierno a pesar de los esfuerzos razonables para obtener dicha ayuda; y
  • Personas cuyos ingresos pertenezcan al 300% de las pautas federales de la pobreza, pero pueden realizarse excepciones en casos individuales debido a circunstancias extraordinarias, así como se brindan en esta Política.

Además, las personas de bajos ingresos y, en algunos casos, de ingresos medios que no puedan cumplir con sus obligaciones financieras para servicios médicamente necesarios debido al alto costo extraordinario de esos servicios, a la cobertura inadecuada sin seguro o a razones similares, pueden calificar en una base de caso por caso para recibir Ayuda Financiera bajo esta Política.

La experiencia nos ha enseñado que muchas personas que reciben atención médica en la Institución calificarían para dichos programas gubernamentales si brindan la información y documentación necesaria. El personal debe ayudar al paciente a completar la solicitud para cualquier programa gubernamental aplicable, pero el paciente debe brindar la información y documentación necesaria y, de preferencia, firmar la solicitud. El proceso de solicitud debe ser completado mientras el paciente se encuentre internado o al mismo tiempo del presente, pero no a más tardar del próximo, servicio programado para el paciente ambulatorio.

Si el paciente se rehúsa a cooperar, será tratado como un paciente “autosuficiente”. Cualquier negación de cooperar bajo esta Política debe ser indicada en el archivo financiero del paciente y se debe tener en cuenta para la próxima vez que el paciente solicite los servicios electivos.

La decisión de que un paciente califica para la Atención Benéfica o la Ayuda Financiera será nuevamente evaluada (a) en cada admisión del paciente internado, y (b) al menos cada 12 meses para los servicios de pacientes ambulatorios. El personal debe solicitar si ha habido un cambio en las circunstancias financieras que puedan afectar la elegibilidad del paciente bajo esta Política. Si hubiera algún cambio, el estado del paciente deberá ser actualizado.

Esta Política por lo general necesita un compromiso financiero por cada paciente para reforzar el principio de que el paciente posee algún grado de responsabilidad financiera para su atención médica. Si el paciente no puede hacer el pago solicitado por esta Política cuando se brinden los servicios, se debe permitir al paciente recibir el servicio actual pero se le informará que se solicitará el pago la próxima vez que se brinde el servicio electivo. En caso de ser aplicable, la Institución debe también determinar si un paciente es elegible para un plan de pago extendido.